Administrar los proyectos y las múltiples tareas de una agencia no es fácil. Hay cosas macro, cosas micro, cosas nano. Y hay cosas planificadas, cosas improvisadas y cosas paracaidistas urgentes. Y todo tiene que salir bien, a tiempo y sin cuelgues.

Frente a esto hay gente que es muy ejecutiva y las resuelve las tareas sin desgaste y otra que las corre desde atrás, sin poder surfearlas ni menos gerenciarlas, ni menos adelantarse a ellas. Para que seas del primer grupo, acá te compartimos una herramienta eficiente para administrar tus tareas, nuestra hoja de MOMENTUM.

¿Qué es el MOMENTUM?

Bueno, podríamos definirlo como el “movimiento con energía”, el ímpetu que tiene alguna persona. O sea, empuje y coordinación para que todo salga a tiempo y bien.

¿COMO USAR TU HOJA DE MOMENTUM?

Es demasiado simple: hay tres columnas, una de ACTIVAR, otra de HACER y otra de SEGUIR. Todas tus tareas pueden meterse en alguno de los tres conjuntos, veamos:

MOMENTUM ACTIVAR2

ACTIVAR son aquellas cosas que “empezás” con un simple mail o llamado, o bien, que tenés que poner en marcha de cero. Son importantísimas, porque en esta columna están las cosas nuevas, proyectos que vienen y nos adelantamos en activar. Sería la columna del futuro, la PROACTIVIDAD.

 

 

MOMENTUM HACER2

 

HACER es lo que tenés que resolver hoy, gestionar, dedicarte: puede ser un llamado, revisar tal cosa, enviar tal otra, todas las tareas a las que tenés que abocarte en el día. Sería la columna del presente, la ACTIVIDAD.

 

 

MOMENTUM SEGUIR2

SEGUIR es todo lo que desde hace un tiempo quedó en pausa por cualquier motivo. Ese proyecto que se envió y no tuvo respuesta, el feedback que necesitás obtener de un cliente, el llamado a un proveedor para ver cómo va tal trabajo, etc. Todas las cosas que están on going o frenadas y requieren de tu atención para no colgarse. Sería la columna del pasado, la REACTIVIDAD

 

 

¿Fácil, no? Los proyectos o tareas que anotaste en ACTIVAR, luego van a pasar a HACER y luego a SEGUIR. Es decir, los vas a poner en marcha, los vas a gestionar y luego le vas a dar seguimiento hasta su finalización. Nada se te cuelga (HACER), nada se te olvida (SEGUIR), siempre tenés algo nuevo para hacer (ACTIVAR). Y de esa forma no perdés impulso y te estresás menos.

Ahora viene lo mejor: si vos mismo te gestionás así, es muy probable que no necesites que te estén persiguiendo por temas colgados (SEGUIR), o que te digan qué es lo que viene (ACTIVAR) ni recordar las tareas del día (HACER), porque vos serás tu propio jefe y tu propia secretaria al mismo tiempo, con criterio de agenda, autonomía, energía y productividad.

Bajate tu hoja de MOMENTUM L!NDA

¡Ojalá te sirva! A nosotros mucho.

© L!NDA